Miércoles , Febrero 22 2017
Home / Ciudades de Chile / Puerto Montt

Puerto Montt

Puerto Montt se ubica en el extremo sur de la Provincia de Llanquihue, junto al Seno del Reloncaví, siendo Capital de la Décima Región de Los Lagos de Chile. Tiene una población estimada de 200.000 habitantes.

Puerto Montt cumple con dos funciones básicas, por una parte sirve de nexo de unión estratégica entre Chile Continental y el Chile Insular. Además se constituye como una comuna de servicios públicos y privados para el entorno provincial y regional.

Historia de Puerto Montt (Chile).

Puerto Montt fue fundada el 12 de febrero de 1853 por Vicente Pérez Rosales. El asentamiento original estaba situado junto a la rivera del seno de Reloncaví, hasta entonces cubierto de espesa selva llamado Melipulli (cuatro Colinas). El 22 de Noviembre de 1.852 arriban los primeros colonos alemanes iniciándose de esta manera el proceso de colonización, que culmina con un asentamiento importante de población. Puerto Montt comienza a experimentar su crecimiento demográfico fundamentalmente a partir de 1912, cuando se termina de construir el ferrocarril que conecta a la Comuna con el resto del país continental.

Puerto Montt cobija una rica identidad cultural sustentada en su gente, sus costumbres, su gastronomía y en un modo de vida que privilegia la armonía y el respeto con el entorno. En este sentido el Turismo Rural viene a rescatar las tradiciones de los sectores campesinos, potenciar recursos de alto valor turístico, además de permitir incrementar los ingresos económicos de pequeños productores agrícolas y/o pescadores artesanales de estos sectores.

Por todo lo anterior el Municipio de Puerto Montt ha puesto énfasis en el rescate de las raíces y costumbres de sus habitantes, particularmente del sector rural, entendiendo que los grupos humanos progresan y se proyectan a partir de la síntesis necesaria de su pasado para permanecer en el tiempo y avanzar con él, conservando la riqueza de su patrimonio natural y cultural.

Atractivos turísticos imperdibles de Puerto Montt.

Caleta de Angelmó

angelmo-en-puerto-montt

Ubicada a 2 Km. al poniente de la Plaza de Armas. Es un mercado artesanal con tejidos en lana, cestería, artesanía en madera, cueros, conchas y metales. Es también mercado de productos marinos y chacarería. Numerosas embarcaciones arriban a este lugar trayendo a lugareños desde diferentes poblados cercanos a Puerto Montt, a comercializar sus productos.

En las cocinerías aledañas se pueden degustar platos típicos como: “cancatos y curantos en olla”. También existen puestos de venta de miel, queso mantequilla, jarabes de fruta silvestre, mariscos y pescados secos y frescos.

Desde Angelmó zarpan embarcaciones que realizan la navegación por el Canal de Tenglo, contemplando la Isla de Tenglo, Isla Huar, Isla Maillen, Puerto Pesquero, Isla de los Curas y Bahía de Puerto Montt.

Plaza de Armas de Puetto Montt.

Posee el nombre de “Buenaventura Martínez”, en gratitud al cofundador de la ciudad, la inicial plaza de armas nació junto con el primer trazado de las calles en 1852.

Un año más tarde, fue testigo de la fundación de Puerto Montt, cuando Vicente Pérez Rosales, acompañado por el párroco de Ancud, Miguel Sevilla, dos clérigos y un coro de alemanes leyeron el acta fundacional.

La actual plaza de armas, llamada Manuel Irarrázabal, ha sido cuatro veces remodelada y tiene entre sus virtudes, ser la primera plaza pública con jardín que tuvo Chile.

Iglesia Catedral de Puerto Montt.

Totalmente construida en madera de Alerce, la iglesia Catedral fue erigida en 1856, inspirada en el Partenón de Atenas.

En uno de sus pilares está la piedra fundacional de Puerto Montt. En su interior, adornada con cintas de colores, Vicente Pérez Rosales colocó en 1853 el acta de promulgación de la ciudad.

Unida a la Catedral está la Capilla San Francisco de Sales, estructura de estilo gótico que tiene hermosos murales.

Monumento a la Colonización Alemana.

Replica de la erigida en 1977 para conmemorar los 125 años de la llegada de a los primeros doscientos colonos alemanes que llegaron a estas tierras a fines de 1852. El monumento representa a una familia de inmigrantes germanos y a un lugareño de la zona, que simboliza el esfuerzo y el empuje de los colonizadores.

Casa del Arte Diego Rivera.

Más conocido como el Palacio del Arte, es el principal centro de manifestaciones culturales y artísticas. Anualmente se efectúan diversas actividades, destacándose los Temporales Internacionales de Teatro que se realizan en invierno.

Este edificio que fue construido entre 1960 y 1963, gracias a un convenio de cooperación fraternal entre Chile y México, es una muestra de la ayuda internacional recibida después del terrible terremoto que asoló al sur de Chile.

Miradores.

Desde cualquier punto de la ciudad es posible observar las bellezas escénicas de Puerto Montt. Las cuatro terrazas que la conforman ofrecen variados miradores naturales a los visitantes, es así que caminando desde la plaza, subiendo por calle O”Higgins se encuentra el Mirador de Intendencia Regional.

En tanto, en la tercera terraza está el concurrido Mirador Manuel Montt que ofrece una espectacular vista de la ciudad y del Seno del Reloncaví.

También es posible disfrutar de la belleza de la isla Tenglo, Angelmó y de la bahía, en el Cerro Miramar, ubicado al poniente del terminal de buses.

Iglesia Jesuita.

Este es, junto a la Catedral, uno de los edificios más antiguos de la ciudad. Fundada por los jesuitas en 1872 es una muestra de la gran labor e influencia que tuvo en la zona esta congregación religiosa, que llegó a Puerto Montt en 1860, y que continúa hasta hoy su labor a través del Colegio San Javier. Detrás de la iglesia está la Torre Campanario del colegio, declarada monumento nacional el 25 de septiembre de 1997, es posible visitarla previa autorización de los padres jesuitas.

Patrimonio Arquitectónico.

En Puerto Montt se desarrolla un conjunto de formas arquitectónicas influenciadas por la colonización alemana, desarrollada con anterioridad en Valdivia, Osorno y Río Bueno, que se une a la arquitectura hispánica llevada a cabo en el archipiélago de Chiloé, donde la madera de alerce y la tejuela cumplen un rol fundamental.

Te recomiendo

Castro

Castro se alza majestuosa, vigilando el puerto, formando un pequeño estero donde finaliza el fiordo …

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *